Brújula digital 728x90 px
Brújula digital 728x90 px
Banner-Bolivia
Banner-Bolivia
Sociedad | 29/07/2021

Se agotan las vacunas Sputnik y aumenta la presión para el Gobierno

Se agotan las vacunas Sputnik y aumenta la presión para el Gobierno

Brújula Digital |29|07|21|

En medio de protestas por el agotamiento de las segundas dosis de la vacuna Sputnik-V en Bolivia, el Gobierno analiza la combinación del inmunizante con otras vacunas o catalogarla como “unidosis” mientras el Colegio Médico demanda que se realicen estudios de inmunidad para dar confianza a quienes recibieron la primera dosis.

El miércoles, la viceministra de Salud, Alejandra Hidalgo, indicó que se analiza una posible combinación de vacunas con la Sputnik-V.“Para analizar y asumir una posición sobre una combinación de vacunas anticovid”, dijo Hidalgo.

Asimismo, añadió que se está llevando reuniones con sectores que saben del tema de las vacunas para analizar una posibilidad de combinarlas. Mencionó que en España se logró unir la dosis de la AstraZeneca con la Pfizer.

“Estamos haciendo reuniones con instituciones nacionales e internacionales, en lo nacional estamos trabajando con epidemiólogos, salubristas, infectólogos, neumólogos con los que se coordina y además estamos realizando reuniones con el Instituto Científico de España, donde se ha tenido problemas de escasez con la AstraZeneca y se ha optado por hacer combinaciones con la Pfizer. Estas experiencias nos ayudarán a tomar la mejor decisión para la población”, aseguró la autoridad.

Sin embargo, desde la pasada semana, las personas que recibieron la primera dosis de la Sputnik-V, comenzaron protestas en distintos recintos de vacunación pese a los llamados a la tranquilidad por parte del Gobierno porque, según los datos, la inmunidad de este biológico es mayor a la de otras vacunas.

Esta semana registraron protestas en varios puntos de vacunación de La Paz y Cochabamba por la ausencia de las vacunas rusas.

Según los servicios departamentales de salud de La Paz y Cochabamba, las dosis de l Sputnik entregadas por el Ministerio de Salud se agotaron por lo que en los centros de vacunación se están aplicando inmunológicos de otros laboratorio como Sinopharm, J&J y otros.

Los ciudadanos que recibieron la primera dosis, lo hicieron el 20 de abril hacia adelante, cuando informaron que recibirían la segunda dosis luego de 21 días; empero pasados esos días, desde el Gobierno ampliaron el plazo por 90 días. No obstante, la pasada semana volvieron a ampliar a 180 días (de espera) para que las personas que recibieron la primera dosis, puedan inmunizarse con la segunda, argumentando que “a mayor tiempo de intervalo (desde la primera dosis) mayor es la inmunidad”.

“Voy a dar lectura a un comunicado emitido el 11 de julio de 2021, donde dice que la brecha entre las dos inyecciones de la vacuna contra el coronavirus Sputnik-V puede extenderse hasta 180 días y seguirá siendo efectiva”, sostuvo el ministro de Salud, Jeyson Auza, en conferencia de prensa.

Del mismo modo, desde el Gobierno deslindaron cualquier responsabilidad ante la demora de la llegada de las segundas dosis de las vacunas rusas al país, afirmando que la gente que se inmunizó con ella está protegida porque la Sputnik tiene un 80% de efectividad.

“Esto no se debe a una situación de negligencia, ineficiencia, incumplimiento de algún trámite o cualquier situación atribuible al gobierno boliviano", argumentó el titular de Salud; sin embargo, también se conoció que el Gobierno no podrá reclamar al Fondo de Inversión Ruso por la demora en el envío, ya que no existe un cláusula para eso dentro del contrato que firmaron.

Pero, pese a la falta de vacunas, el Gobierno pidió calma a la población y señaló que desde haces varias semanas se realiza reuniones con instituciones especializadas en el tema, tanto nacionales e internacionales, para tomar las acciones correspondientes.

Según Página Siete, ante el retraso de la llegada de la  segunda  dosis de  Sputnik-V, el Gobierno analiza al menos tres  alternativas, la primera es usar  un  segundo componente de otro laboratorio distinto al ruso; la segunda es dejar a las personas con una sola dosis de la Sputnik-V por su “alto nivel de inmunidad” y tercero: reiniciar el cuadro de inmunización. El Ejecutivo hace un estudio del caso.

El Colegio Médico de Bolivia exigió al Gobierno que realice estudios gratuitos para las personas que recibieron la primera dosis de las vacunas rusas para comprobar si generaron anticuerpos porque según el Gobierno, la Sputnik genera hasta un 80% de inmunidad a diferencia de otras vacunas.

"El Estado debe garantizar un estudio para saber cuántos anticuerpos generaron con la primera dosis de la vacuna Sputnik" afirmó el presidente de esa instancia, Luis Larrea.

BD/MC





Gif aprobado VS
Gif aprobado VS
Banner-Bolivia-cuadrado
Banner-Bolivia-cuadrado
variacion-1
variacion-1