Brújula digital 728x90 px
Brújula digital 728x90 px
Economía | 02/09/2021

Phoenix Mining explotará Amayapampa y exministro dice que el Estado obtendrá solo “migajas”

Phoenix Mining explotará Amayapampa y exministro dice que el Estado obtendrá solo “migajas”

Brújula Digital |02|09|21|

Amayapampa -yacimiento de oro ubicado en el Norte Potosí y valuado al precio actual en aproximadamente $us2.685 millones- será explotado por la empresa estadounidense Phoenix Mining S.A. de la cual también forman parte capitales chinos y canadienses, informó, el presidente ejecutivo de la Corporación Minera de Bolivia (Comibol), Eugenio Mendoza, pero el exministro de Minería, José Pimentel, aseguró que la transnacional dejará solo “migajas” para el Estado, el Departamento de Potosí y la compañía minera estatal.

“En estos días vamos a firmar el contrato”, aseguró Mendoza a este medio con un añadido, que está en juego “$us300 millones de inversión comprometida”.

Millones de dólares en oro

Sin embargo Pimentel puso los puntos sobre las íes sobre el proyecto minero cuando reveló que “Amayapampa es una mina rica de oro donde se calcula existe una reserva de 1,79 millones de onzas de oro (que) al precio, conservador, de $us 1.500 por onza, el valor del yacimiento llega a $us2.685 millones”.

En su condición de exdirigente y exautoridad minera, cuestionó también la decisión del actual presidente ejecutivo de la Comibol de oficializar el contrato de explotación con la compañía americana cuando aseguró que “el Estado, en total, recibiría solo $us 855,13 millones (37,9%) y la empresa, $us 1.399,87 millones (62,1%) del valor del oro recuperado”.

Según Pimentel “el acuerdo (que Mendoza anunció será rubricado en los próximos días) entrega a la Comibol una participación de solo el 9% sobre el valor de ventas, equivalente a nada más y nada menos que $us203 millones”.

Bajo estas condiciones planteadas y, aparentemente, aceptadas “el departamento de Potosí recibirá por regalías solo $us 157,8 millones”, aseguró Pimentel.

La situación será similar para la Comibol, ya que las utilidades será ínfimas, señaló el que también fue ministro de Minería en el gobierno del expresidente, Evo Morales.

“La utilidad después de pagar los costos de operación que llegaran a $us576 millones, y las regalías, dejaran una participación para la Comibol de aproximadamente $us1.318 millones, recursos de los cuales el Estado tendrá que descontar a la estatal minera, el Impuesto a las Utilidades (IUE), junto a la alícuota adicional por los precios altos que tiene el oro, en este momento, y cuyo monto llegará a $us494,33 millones”, detalló Pimentel.

Para la exautoridad “el acuerdo con Phoenix Mining SA se justifica por el hecho que era la mejor oferta, (pero) no se dice nada sobre las expectativas que tenía la Comibol, que debieron ser pre-requisitos para considerar cualquier propuesta de inversión”, observó.

Antes de firmar cualquier acuerdo de explotación, la Comibol deberá exigir respuestas a los siguientes temas que están pendientes: ¿Quién cubriría las obligaciones sociales adquiridas por la Comibol, cuando estuvo a cargo del yacimiento, además de las inversiones que hizo?, ¿Qué destino tendrá la producción, sabiendo que la Comibol está obligada a entregar el oro al Banco Central de Bolivia (BCB)?”, preguntó Pimentel a las autoridades del gobierno.

El acuerdo viola la CPE y el contrato firmado entre Comibol y la Ajam

Para el exministro además el Estado, no solo perderá dinero con la explotación de Amayapampa, sino que, el acuerdo que será oficializado, viola la Constitución Política del Estado (CPE), y también un contrato de administración que firmó Comibol con la Autoridad Jurisdiccional Administrativa Minera (AJAM) hace cinco años.

“En 2017 la Corporación Minera de Bolivia (Comibol) suscribió un contrato administrativo con la Autoridad Jurisdiccional Minera (AJAM), para la explotación del yacimiento de Amayapampa, que fue aprobado con la Ley 1023 del 27 de diciembre de 2017”, recordó.

Explicó que se tomaron decisiones en este sentido cuando la empresa concesionaria del yacimiento desapareció, dejando abandonados a los trabajadores.

“Son los obreros y la Federación de Mineros los que pidieron que se reviertan las concesiones y sean transferidas a la Comibol para su explotación”, apuntó.

Dijo también que “el acuerdo traspasaba a la Comibol una planilla con 280 trabajadores, la que se debía cubrir sin que se haya iniciado la explotación, obligándole a buscar recursos de inmediato.

Como efecto de está realidad, “se promovió una explotación artesanal, mientras se encaraba un proyecto de autosostenimiento, explotando 200 toneladas de oro por día”, dijo.

“Está claro que la búsqueda de socio estratégico, para traspasarle la responsabilidad de las operaciones, viola el acuerdo suscrito entre la AJAM y la Comibol. La oferta hecha a los trabajadores no se concretó por la insolvencia de la empresa; su gerente técnico pasó a ser presidente de la Comibol en el gobierno de facto, el que insistió en llevar a cabo el arriendo de Amayapampa, con otras empresas”, afirmó Pimentel.

Para el exministro “la actual administración insistió en este mismo camino, sin dejar de resaltar que esta intención es ilegal”.

Comibol, neoliberal

El exministro que manejó la política minera durante el gobierno del expresidente, Evo Morales, calificó a la Comibol como “neoliberal”, algo sorprendente mucho más cuando tuvo entre sus manos, tomar decisiones estructurales para refundar la estatal minera.

“La estructura actual de la Comibol neoliberal, no tiene la capacidad para encarar proyectos con la solvencia técnica, la urgencia de la situación y el respaldo financiero necesario”, manifestó.

“Debido a esto es que se generó un ambiente de incredulidad entre los trabajadores que, azuzados por un empresario, plantearon en diciembre de 2018, la necesidad de buscar un socio estratégico, mientras se paralizaba el proyecto de la Comibol, aunque no sus obligaciones salariales”, denunció la exautoridad minera.

BD/EMV





Gif aprobado VS
Gif aprobado VS
Banner-Bolivia-cuadrado
Banner-Bolivia-cuadrado
variacion-1
variacion-1